Asociados

imageimageimageimageimageimageimageimageimageimageimageimageimage
 

Bolet韓






He leido y acepto las condiciones

 

OFICINA DE LA ENERG虯

 
Jueves, 28 de Febrero de 2013 11:28
En breve, ya que todav韆 no ha entrado en 爒igor, cuando estaba previsto para el 1 de enero de 2013, cada vivienda en venta o alquiler tendr que conocer su eficiencia energ閠ica, ya que ser de aplicaci髇 la Certificaci髇 de Eficiencia Energ閠ica de Edificios Existentes, oblig醤dose a que todos los edificios existentes, cuando sean objeto de contrato de compraventa o de arrendamiento, deben disponer de un certificado de eficiencia energ閠ica.
Enlace aREAL DECRETO POR EL QUE SE APRUEBA EL PROCEDIMIENTO B罶ICO PARA LA CERTIFICACI覰 DE EFICIENCIA ENERG蒚ICA DE EDIFICIOS EXISTENTES (a d韆 de hoy, no ha entrado en vigor).
Se trata de un documento que describir lo eficaz que es una vivienda en lo relativo al consumo de energ韆, con las implicaciones que tiene dicho consumo.

La eficiencia energ閠ica de un edificio se determinar calculando o midiendo el consumo de energ韆 consumida anualmente para satisfacer la demanda energ閠ica del edificio en unas condiciones normales de funcionamiento y ocupaci髇, que incluir, entre otras cosas, la energ韆 consumida en calefacci髇, la refrigeraci髇, la ventilaci髇, la producci髇 de agua caliente sanitaria y la iluminaci髇, a fin de mantener las condiciones de confort t閞mico y lum韓ico y sus necesidades de agua caliente sanitaria y calidad de aire interior.

Con esta resoluci髇 se consigue un doble efecto:

- Por un lado, favorecer la promoci髇 de edificios de alta eficiencia energ閠ica y las inversiones en ahorro de energ韆, concienciando a la sociedad de la importancia de tener edificios que reduzcan consumos energ閠icos y emisiones de CO2 al ambiente.
- Pero por otro lado, abre una oportunidad para luchar contra el desempleo en el sector de la construcci髇, dado quela gran mayor韆 de los inmuebles no poseen actualmente dicho certificado, puesto que s髄o era obligatorio, hasta ahora, para los edificios de nueva construcci髇 posteriores a Noviembre de 2007.
Con este certificado energ閠ico, cada vivienda tendr una etiqueta parecida a las que ya incluyen los electrodom閟ticos, que indica su eficiencia en cuanto al consumo de energ韆, agua Este tipo de etiqueta clasifica cada edificio con un c骴igo de color seg鷑 una escala que va desde la categor韆 A (la m醩 eficiente) a la categor韆 G (la menos eficiente). Al tratarse de una escala que ya nos resulta familiar es muy f醕il saber si un edificio es mejor o peor que otro en cuanto a su eficiencia energ閠ica, igual que sabemos que una lavadora o nevera etiquetada con una C consumir m醩 que las que llevan en su etiqueta una letra A.

La normativa europea trata de fomentar la eficiencia energ閠ica en edificios y viviendas con el fin de cuidar el medio ambiente. Si bien hasta ahora en Espa馻 s髄o se exige undocumento semejante para los edificios de nueva construcci髇 -o grandes rehabilitaciones-, ahora la novedad es que se va a ampliar a las ya existentes. De este modo, obliga a que cada vivienda que salga al mercado en cualquier estado de la uni髇 europea, ya sea en venta o en alquiler, cuente con este certificado de eficiencia energ閠ica cuya validez es de un m醲imo de 10 a駉s, tras los cuales habr que renovarlo para que refleje las posibles obras de mejora que se hayan hecho en el edificio o vivienda.

Y dada la alarmante ca韉a de proyectos nuevos que ha provocado la crisis y la inmensa planta edificada que ya existe en Espa馻, se augura una interesante fuente de trabajo para los t閏nicos relacionados con el mundo de la edificaci髇, sobre todo residencial, no solo en relaci髇 a la ejecuci髇 de dichos certificados, sino con su previsible consecuencia posterior, la rehabilitaci髇 energ閠ica.

El propietario de la vivienda, edificio o local ser el responsable de obtener y abonar el coste de este certificado para poder vender o alquilar su casa. Esta es precisamente una de las diferencias con respecto a las actuales certificaciones energ閠icas para edificios en uso (no de nueva construcci髇), ya que ser醤 los propietarios de las viviendas individualmente los que puedan solicitar el certificado, y no necesariamente la comunidad de propietarios. Adem醩 del estudio para obtener el certificado, cada vivienda analizada recibir una serie de recomendaciones de mejora que permitir韆n aumentar el nivel en la escala de eficiencia energ閠ica.

Y es que de la misma forma que ya pasa con los electrodom閟ticos, una vivienda eficiente energ閠icamente se revalorizar, m醩 en tanto que la factura de los servicios del hogar (electricidad, agua, gas,) est醤subiendo de forma exponencial y sin previsiones de que esta situaci髇 vaya a cambiar.

Adem醩 que, de un punto de vista econ髆ico,es del todo rentable realizar dicha rehabilitaci髇, no solo por larevalorizaci髇 del inmueble, sino por la r醦ida amortizaci髇 del gasto en los consumos ya mencionados.

Por tanto, elt閏nico certificador, es decir, el t閏nico que est閚 en posesi髇 de la titulaci髇 acad閙ica y profesional habilitante para la realizaci髇 de proyectos de edificaci髇 o de sus instalaciones t閞micas, o de la certificaci髇 energ閠ica elegido libremente por la propiedad del edificio, ser una figura fundamental el las labores, no solo de rehabilitaci髇, sino en tr醡ites tan ordinarios, como la compra/venta de inmuebles como viviendas, oficinas, locales comerciales,

Existen dos procedimientos para la obtenci髇 de dicho certificado:
1. La opci髇 general, de car醕ter prestacional, que se formaliza a trav閟 del programa inform醫ico oficial de referencia, elCALENER, o un programa inform醫ico alternativo.

2. La opci髇 simplificada, de car醕ter prescriptivo, como los programas CE3, desarrollado por Applus Norcontrol SLU, CE3X, desarrollado Natural Climate Systems SA (UTE MYABI Fundaci髇 CENER).
Este tipo de herramientas estudian la envolvente del edificio (fachadas), los cerramientos, los sistemas de iluminaci髇, de generaci髇 t閞mica, de ventilaci髇 y mediante una simulaci髇 valoran la eficiencia energ閠ica global del edificio.

Finalmente, cuando se implante esta nueva medida y el certificado de eficiencia energ閠ica sea obligatorio para poder vender o alquilar nuestra vivienda, aparecer un nuevo搗alor a馻dido de la misma, que con el tiempo se traducir directamente en un menor coste mensual de la factura de la luz, de la calefacci髇

Esto crear una nuevanecesidad de ser competitivos en un mercado dif韈il y saturado, el inmobiliario, con mucha oferta y poca demanda, donde habr viviendas con una etiqueta verde donde ponga A al lado de otras con etiquetas rojas donde ponga D, y todos sabemos que una A verde es mejor que una D roja.

Fuente: www.Zerolab.com